Lobos con piel de cordero

Lobos con piel de cordero

piel-de-corderoEra cuestión de tiempo que al lobo feroz se le cayera la piel de cordero. Las lágrimas de cocodrilo, las emociones a flor de piel, las poses camaleónicas…Tanto referir que ellos donde se manejan bien es en la calle, con el cielo por testigo de todo cuanto iban a hacer  por aquella gente, su gente, la  que sufre cada día la falta de trabajo, la que puso su esperanza  en ellos y los  votaron confiando en que no iban a salir trasquilados.

Hemos descubierto que el lobo bueno es capaz de comerse a Caperucita y parece que lo de luchar por la dignidad de la gente ha quedado en un plano secundario, ande yo caliente. Desgraciadamente el poder, o la ilusión de poder, se sube rápidamente a la cabeza, y este chico de cola al viento,  que es  más listo que el hambre, se ha propuesto hacer historia. Ya  estábamos avisados  de que se atrevería a tomar el cielo por asalto. Ese parloteo ensayado, esas consignas de todos a una, lo han acabado retratando. Parece ser que el lobo sólo quiere su poltrona, su cacho de poder, controlar a la manada. ¡Ay Pablo! esa obsesión tuya por los juegos de tronos te tienen un poco atronado, perdona que te lo diga. Y lo de asaltar el cielo, mi consejo es que te ocupes de la tierra que la tenemos bastante fastidiada; las altas esferas se ganarán por añadidura, o no, yo que usted estas cosas del más allá no me preocuparían demasiado, porque lo mismo son una gran mentira, aunque qué le voy a contar.

Pedro, otro de los ases de la baraja,  parece vivir sin vivir en él y yo, que soy bastante cortita, ya no sé si espera o desespera. Pablo le ofrece la presidencia, conformándose él, humildemente, con la vicepresidencia y seis ministros seis; total , ya nos queda claro que a  ellos los sillones ni fu ni fa; ahora, que nos los manden al gallinero porque ese no es lugar para sus humildes posaderas. A lo que iba, que  ese galán de camisa blanca y cada vez más apuesto, se ríe y no sabemos de qué, aunque nos lo imaginamos. Se ríe porque se ve presidente, porque el destino está a punto de sonreírle, aunque sea  costa de perder la dignidad y de faltarle el respeto a los que le votaron. ¿Acaso no ve que este muchacho al que se le llena la boca diciendo que viene del pueblo, lo está humillando y está humillando a todos cuantos han confiado en usted? Las proposiciones deshonestas se deben aceptar, según y cómo, señor Sánchez, porque lo más lógico es que salgamos escaldados y se lo digo yo que algo entiendo de ello.

Pero a mí el que me da verdadera pena es el pobriño de Don Mariano, que se hace a un lado cual cuitado colegial al que sus compañeros no lo “ajuntan”. A mí eso de que usted haga como la tortuga y esconda su cabeza pues no me gusta ni pizquita. Yo es que soy muy sentida y el día que  nos anunció que se hacía a un lado, aparté la mirada porque, sinceramente, sufría por usted, por cómo nos estaba contando que nadie lo quiere y que no hay manera de que lo escuchen . ¡Cuánto mejor estaría usted en su casa, cuidando de ese vástago que, fíjese lo que son las cosas, dice lo que piensa aunque le caiga alguna colleja!

¿Y dónde dejamos al ciudadano Rivera? Otro que no tiene que saber ni donde pone los pies, pues mientras unos lo acusan de ser derechón, otros lo ven moverse en un terreno un poco incierto y como que les da urticaria decirle  cosa alguna. Lo mismo es que está esperando aprovechar el río revuelto, como todos. Porque aquí, vamos a ser sinceros, todo quisque  busca aprovechar el río revuelto; ríos que, por otra parte, van a desembocar al mismo mar. Aquí no hay diálogo que valga, todo es postureo; ya saben ustedes eso de prometer hasta meter y una vez metido  y repartido el pastel ni se acuerdan de las promesas.

Lo que está claro es que de entrada, todos tienen sus principios, pero si la cosa no cuadra para nuestros propios intereses, tenemos otros en la recámara que utilizamos sin ningún reparo.

En verdad les digo que van ustedes a liar un pan como unas tortas, luego no se quejen si sus militantes y votantes hacen mutis por el foro y se indignan, patalean y piden sus cabezas huecas.

El poder les ciega como a los mosquitos la luz. Y en esta dinámica que no tiene  ni pies ni cabeza, sino que únicamente se deja llevar por la ley de la selva, los lobos babean por el festín que se aproxima y ya ni se acuerdan de aquella política que pretendía no volver nunca más la espalda a sus gentes y a sus pueblos, y el puño en alto y las miradas cómplices. A fin de cuentas, las gentes y los pueblos seguimos como siempre, siendo viles números a los que nos utilizan cómo y cuándo interesa, corderitos facilones  a los que sale gratis engañar.

Lo más triste de todo, es que mientras ellos se reparten el botín, hay gente que malvive porque no encuentra trabajo, porque pierden sus casas, porque no pueden pagar las mil y una facturas que los asfixian, la universidad de los hijos que nos está costando la misma vida… porque la recuperación económica es un cuento chino. Lo mismo por eso y por otros recortes infames que me callo, es por lo que nadie escucha lo que usted tenga a estas alturas que decir, querido y vapuleado  Don Mariano.

El portavoz  del PNV en el Congreso comparaba estos días el panorama político con un baile, y decía que ellos esperaban en la barra a ver qué cosa se bailaba. Mi humilde opinión es que ni salsa, ni chachachá , ni ningún baile civilizado;  si acaso algún can-can desaforado e impúdico. Quieran los dioses que esto no se convierta en un baile desbaratao , que diría mi abuela, en el  que alguno tenga que bailar con la más fea.

Mª José Vergel Vega

About The Author

3 Comments

  1. Oscar

    ¡Buenas días Mª José!, las gracias te las tengo que dar yo a ti por tu tolerancia a la crítica. Te agradezco el ofrecimiento, pero no saldrían ahora mismo artículos objetivos. La rabia que produce la indefensión ante el abuso de poder de estos dirigentes hay que saber orientarla y digerirla. La idea es buscar y trabajar vías más efectivas que acaben expulsando de la vida pública a estas personas. Acabo de leer la publicación del Grupo CITOVA y tengo que discrepar con que la asistencia a los Plenos solucionara algo, ya que esa información ya nos llega a través de distintos medios y la labor de la oposición, como queda constancia en ellos, es muy limitada. La solución es hacer llegar a la calle, a los distintos foros, a las tertulias, esa información de la Gestión de nuestro Pueblo, ésa que no sale en los Plenos y que se negocia en los despachos en «petit comité». No obstante, creo que es mucho pedir por ahora, en tanto no nos despojemos del seguimiento acérrimo de los distintos idearios políticos y de verdad exijamos que esa Gestión sea transparente, estaremos abocados a vivir en un pueblo fantasma donde más que vivir se sobrevive, sin trabajo, sin ocio, sin información, sin futuro … Bueno siempre nos quedarán los paseos.

  2. María José Vergel Vega

    Buenas tardes. Quería dar las gracias a Oscar Laso por su comentario y por el halo de ironía que lo adorna. Te invito a que escribas un artículo de opinión sobre la situación a la que aludes, que a mí me parece muy fuerte y criticable. Sabes que en TTN no tenemos ningún problema en publicar aquellos artículos de opinión que vayan firmados, sean de folio y medio o de tres, depende de la capacidad de síntesis de cada uno. Yo sé que mi análisis de la situación dista mucho del de un experto, y como sé de mis limitaciones , me ciño a expresar mi humilde opinión.

  3. Oscar

    ¡Jo Mª José!, me tienes descolocado, ¡qué capacidad de análisis crítico!. Ésto de tener un folio y un medio para explayarse no tiene precio. Te invito a que sin irnos tan lejos, analicemos lo que tenemos aquí en casa, corruptelas, despidos porque me sale de …, investigadores privados, tribunales de selección que hacen caso omiso a las bases que han de regir los procesos, despidos exprés, incompetencia vergonzosa, etc., etc.

    Saludos.

X Aniversario Coronación Inmaculada Concepción

OFRENDA FLORAL A CABALLO A MARÍA INMACULADA TORREJONCILLO 2019

Fotografías de Torrejoncillo 2017

17156272_1447872715225426_1642306104471639731_n 17264977_1655945461098695_2081739179445740581_n 17425022_1648853518464133_4200909047958346242_n 17952586_1505200309511886_1438184513002355603_n 18582343_1538156709549579_147427865822511892_n 19029546_1557472747617975_6374343860863189104_n 20620779_1617480058283910_1391133559785558920_n 22539738_1672553832757312_4137352563100312241_n 22555091_1674304609248901_928844476511739151_n

Normas en TTN

Existen unas normas que se deben cumplir, por favor leelas antes.

Normas en TTN