Restaurante Las Tinajas promociona a TTN

AGRICULTURA, CAPÍTULO 2

EL ACARREO

Una vez hechos los haces pasamos a otra operación, la del acarreo. Se trataba de llevar las mieses a la era. Estas eran transportadas en carros tirados normalmente por vacas o bueyes, aunque también había quien no tenía carros y los llevaban en caballos, mulos o burros.

Los carros se acondicionaban para estos menesteres de la siguiente forma: se instalaban unos palos largos por los laterales del carro que se llamaban estalonchos y la misión que tenían era aprovechar y facilitar la carga del carro ya que los haces se pinchaban en los estalonchos y a continuación se ataban con una soga.

A los burros, caballos y mulos se les adaptaba en el lomo un artilugio de madera que se llamaba árgana y consistía en tres estalonchos por lado donde se pinchaban los haces.

Previamente a esta tarea los agricultores tenían que limpiar las eras con un rastrillo para que cuando llegasen las mieses recién recolectadas el terreno estuviese bien limpio.

Qué son las eras: unos terrenos donde se realizaba la extracción del grano: trigo, cebada, avena, garbanzos, etc., mediante la tarea de la trilla que ya explicaremos después.

Los acarreadores salían coincidiendo con el lucero que aparecía en el firmamento aproximadamente a las cuatro y media de la mañana y era llamado el lucero de los acarreadores. A esta hora se desplazaban a acarrear las mieses de la tierra que estuviese más lejos para aprovechar la fresca del día, desayunaban y regresaban hacia la más cercana para llegar a casa a comer y a sestear y por la tarde se quedaban en la era.

Los agricultores pernoctaban en la misma era para cuidar de las mieses y de sus animales, por aquel entonces existían los sacadores de bestias (que robaban los animales de las eras e incluso de los corrales de las casas). Casi nunca se descubría a estos ladrones, los animales desaparecían y nunca más se sabía de ellos. Aunque casi todos los propietarios tenían un seguro que les cubría el robo, el estropicio que les hacía era incalculable, pues toda la faena que tenían que hacer los animales se estropeaba. Había que comprar nuevos animales que no los conocían, no estaban enseñados a su mano, en fin muy mal.

Lo primero que se acarreaba era la avena. Terminado el acarreo se procedía a la labor de la trilla, que trataremos en el próximo artículo día 22 de octubre.

Enlace al tema creado sobre el artículo en el foro

GestoPyme promociona a TTN

About The Author

COMERCIO EN TORREJONCILLO Y VALDENCÍN

X Aniversario Coronación Inmaculada Concepción

ENCAMISÁ DE TORREJONCILLO AÑO 2019

OFRENDA FLORAL A CABALLO A MARÍA INMACULADA TORREJONCILLO 2019

Fotografías de Torrejoncillo 2017

16508010_1620946211265287_5705089997363605783_n 17352094_1463041410394443_8592885057003905469_n 17903761_1493037650728152_1890283924988283255_n 18221866_1519450201420230_1476940877845553111_n 21314402_1651231321575450_5163311335450660363_n 22406535_1685641434801105_3150744904187830948_n 24129645_1714434621902566_3196484845174405364_n 24910058_1743011232397458_540325486496199367_n 25399107_1982695935090311_4100495509287250035_n

Normas en TTN

Existen unas normas que se deben cumplir, por favor leelas antes.

Normas en TTN